Audi RS4 vs Honda NSX 2017: Revienta la rueda en el peor momento

in Coches 

Camara onboard desde un Audi RS4 persiguiendo a un Honda NSX 2017. Bueno, persiguiendo es demasiado…digamos que intentando que no se le escape, porque madre mía como va el Honda NSX 2017.
En una carretera muy revirada de montaña, estos dos conductores realizan una conducción muy agresiva enlazando curva tras curva a una velocidad endiablada (por supuesto, nunca hagais estas cosas. Las vemos, las comentamos, pero no es para aplaudir. Simplemente curiosidad, ¿ok?) en un paraje montañoso.

El RS4: Un clásico brutal.

El chasis de esta máquina ha sido rebajado 20 milímetros respecto a su predecesor y el kit de carrocería específico de este modelo hace que el RS4 Avant no pase desapercibido. Es simplemente impresionante.

El interior de esta pieza elegante llena de potencia es uno de los errores en este modelo. Muy a mi pesar, el nuevo Audi RS4 Avant es de esos deportivos que por dentro no desean ser igual que por dentro del motor. Con un dispendio de calidad a la altura de lo esperado, el color negro lo inunda todo (absolutamente todo!) y se combina de manera eficaz con otros detalles cromados. Máxima elegancia pero echo en falta más detalles ‘racing’ que me digan que voy sentado a los mandos del Audi A4 más potente de la gama en toda su historia.

Calza el mismito bloque que su compañero de marca: El Audi RS5

Cuando das vida a los ocho tubos en V aspirados que regalan 450 CV. El V8 es pura polivalencia. Puedo circular como la seda a cincuenta km/h en sexta marcha y dejar que sus cuatrocientos treinta Nm de par se repartan con perfección con la máxima suavidad. Para poder probar su enorme ‘patada’ solo debo hundir el pie y dejar que el muy increiblemente rápido cambio de doble embrague ‘S tronic’ de siete marchas seleccione de forma exacta la relación con mejor salida (controles de traccion a parte). Solo entonces te das cuenta de lo que tienes entre manos. Unas manos rápidas y decididas son muy necesarias para llevar este vehiculo a buen puerto.

A ritmos altos, lo que más llama la atención del Audi RS cuatro Avant es de qué forma, con 1.850 kilos de peso, puede mostrarse tan ágil y entretenido en una carretera de montaña. Frenas donde quieres, giras el volante y, gracias a su tracción integral, puedes entregar gas muy pronto sin que pierdas la compostura ni tengas un extra de trabajo al volante. Los controles de seguridad y tracción que monta este bólido familiar son de lo mas alto de gama, pero….¿para que los queremos?

¿Quieres que se alivien un poco las cosas? Baja el ritmo y disfruta de las otras virtudes de este coche, como su espacio en las plazas traseras o un volumen de maletero que engulle sin problema cuatrocientos noventa litros. Con semejante planta, ¿quién afirmó que los viajes en familia eran desganados?

EL Honda NSX 2017: La vuelta de un mito.

El NSX cuenta con unas lineas poco tradicionales de perfil afilado y ancho, combinadas con unas superficies modernas y atractivas. El diseño del frontal recuerda con nostalgia a su predecesor.

El nuevo superdeportivo híbrido (sí, el RS4 no es hibrido ni se le espera, pero su enemigo el Honda ya monta la tecnología híbrida desde su corazón. Esperemos que no lo tenga en común con el McLaren-Honda de F1) Cuenta con un nuevo motor DOHC de seis canalizaciones, montado en posición central (impresiona tenerlo justo detrás del cogote), y con dos enormes turbocompresores que se combinan con una transmisión de doble embrague de 9 (si, 9 !!) velocidades desarrollada particularmente para este modelo y que será exportada a otros deportivos similares de la marca.

A modo de recordatorio, el Honda NSX dispone de un sistema de propulsión híbrido que le deja entregar quinientos setenta y tres CV y quinientos cincuenta Nm de par, potencia suficiente para pasar de cero a cien km/h en unos tres segundos y de alcanzar una velocidad punta de 307 km/h. Honda comenzará su producción en la próxima primavera en E.U., específicamente en la planta de Raymond (Ohio).

Además de esto, se prepara un Honda NSX TypeR para 2018: Su versión más radical.

Según hemos leido, la versión más radical de este modelo usará la misma fórmula: Mayor estetica racing, mayor preparación del motor, mas potencia y mayor radicalidad en la entrega de la potencia hibrida, mucho más comoda de digerir en su hermano pequeño.
El peso estará casi en los 1700 kilos, una cantidad muy aceptable para la cantidad de componentes que equipa su sistema híbrido (baterias, y demás cosas que no podemos describir). El Type-R usará más fibra de carbono en la carrocería que su hermano “simplón”, un hecho que le dejaría establecer un peso en la báscula de unos 1.550 kg.
En el interior asimismo se espera un interior mucho más ‘racing’. Del precedente Honda NSX Type-R solamente se fabricaron 483 unidades, todas para el mercado japonés: Esperamos que esta vez sean menos conservadores y permitan a mas personas acceder a este modelo tan exclusivo en sus años gloriosos.

aaaa
Tags: , , , , , , , , ,

Leave a Reply